Ayer no fue un día como cualquier otro. Fue el día en el que se dio a conocer la primer imagen fotográfica de algo que en los papeles, en cálculos y teorías científicas se conoce como «agujero negro», pero que aún no había tenido una confirmación directa en la práctica. Además de la importancia científica de este echo sin precedentes, es bueno hacer el ejercicio de ver lo efímero que es el ser humano en la escala universal. Tal vez de esa forma, cambiemos la perspectiva y empecemos a valorar más lo realmente importante. Parecería ser que aún hay esperanzas, aunque nosotros sigamos inmersos en nuestros pequeños mundos

Ayer no fue un día como cualquier otro.

Fue el día en el que se dio a conocer la primer imagen fotográfica de algo que en los papeles, en cálculos y teorías científicas se conoce como “agujero negro”, pero que aún no había tenido una confirmación directa en la práctica.

Además de la importancia científica de este echo sin precedentes, es bueno hacer el ejercicio de ver lo efímero que es el ser humano en la escala universal.

Tal vez de esa forma, cambiemos la perspectiva y empecemos a valorar más lo realmente importante.

Parecería ser que aún hay esperanzas, aunque nosotros sigamos inmersos en nuestros pequeños mundos

Ayer no fue un día como cualquier otro.

Fue el día en el que se dio a conocer la primer imagen fotográfica de algo que en los papeles, en cálculos y teorías científicas se conoce como «agujero negro», pero que aún no había tenido una confirmación directa en la práctica.

Además de la importancia científica de este echo sin precedentes, es bueno hacer el ejercicio de ver lo efímero que es el ser humano en la escala universal.

Tal vez de esa forma, cambiemos la perspectiva y empecemos a valorar más lo realmente importante.

Parecería ser que aún hay esperanzas, aunque nosotros sigamos inmersos en nuestros pequeños mundos

Instagram filter used: Normal

Photo taken at: Caja Baja

View in Instagram ⇒

Recent pins

top